DIA 3 – Yanaka-Ginza – Senso-ji

Empezamos el día con el paseo por el barrio Yanaka recomendado en la lonely planet “Lo mejor de Japón”. Es una de las pocas zonas de Tokyo que conserva edificios anteriores a la II Guerra Mundial, y no tiene nada que ver con la imagen de gran urbe que tenemos de Tokyo.

La ruta comienza en la estación de Nezu y termina en Yanaka-Ginza, recorriendo unos 2 km que se pueden hacer tranquilamente en 2 horas, aunque nosotros le dedicamos la mañana entera.

Lo primero que encontramos en la calle Kototoi-dori fueron escaparates con unos dulces muy típicos de Japón, las galletitas de arroz o sembei y los wagashi, una especie de bolas blanditas muy dulces. Estas pequeñas tiendas se encuentran en los bajos de las típicas casas de madera, mientras que la vivienda se encuentra en el piso superior.

Japón_día3-1

Kototoi-dori

Y de aquí llegamos al primer templo de este recorrido, el Gyokurin-ji.

Japón_día3-2

Gyokurin-ji

Japón_día3-3

Gyokurin-ji

Encontramos también por el recorrido algunos pequeños cementerios muy vistosos.

Japón_día3-4

Cementerio en Yanaka

Visitamos también el templo Enju-ji con sus arboles de ramas retorcidas, atravesamos por un bonito paseo el inmenso cementerio Yanaka-reien, y por fin, o eso pensábamos, llegamos a Yanaka Ginza. Pero en realidad al final del recorrido nos perdimos un poco intentando encontrar esta calle llena de puestos de comida, donde puedes comprar lo que más te guste y comerlo por la calle. No acertamos demasiado con nuestra elección, porque muchas veces nos pasó que comidas con muy buena pinta no tenían tan buen sabor.

Japón_día3-5

Yanaka Ginza

Japón_día3-6

Eligiendo comida en Yanaka Ginza

Como en la calle había mucha gente, hacía calor y ya era la hora de la siesta de la patita, buscamos un parque con una buena sombra para comer y descansar un rato mientras la enana dormía en su silla.

Cuando por fin despertó tomamos el metro hasta Asakusa para visitar el templo Senso-ji, que es el templo más visitado de Tokyo. Cuando llegamos había muchísima pero muchísima gente, y coincidimos con una pareja de japoneses que hablaban castellano porque habían vivido en España unos años. La patita se dedicó a saltar de piedra en piedra y a perderse entre la gente.

Japón_día3-7

Senso-ji

Senso-ji

Senso-ji

Japón_día3-11

Senso-ji

Japón_día3-10

Senso-ji

Japón_día3-12

Senso-ji

Como no podía ser de otra manera con el calor que hacía, aquí también nos refrescamos en la entrada al templo 😉

Japón_día3-8

Senso-ji

Tuvimos un pequeño susto porque la patita se empezó a poner un tonta y enseguida nos dimos cuenta de que tenía fiebre :( Pero no fueron más que unas décimas creemos que por el calor y el ajetreo, nada que un poco de ibuprofeno no pueda curar. Así que de aquí nos fuimos a nuestro mini-apartamento.

Leave a Reply